Lo + Visto

Limpieza del Cabello.

Escoger el Champú y el Acondicionador Adecuado

Antes que nada debes conocer tu cabello y saber cuáles son tus necesidades para elegir un buen ritual de limpieza y cuidado capilar


El cabello produce sebo, un aceite natural creado por el organismo para mantener el pelo hidratado y fuerte. Partiendo de aquí no es prudente lavar el cabello muy seguido ya que eliminamos esté sebo y lo dejamos desprotegido. Entonces, ¿Cada cuánto se debe lavar el cabello? Repetidas veces me hacen esta pregunta. Yo siempre respondo que es una decisión individual, algunas personas lo lavan todos los días, otras 1 vez a la semana, pero yo pienso que 2 veces a la semana es la cantidad ideal.

A la hora de elegir un champú tenga en cuenta el pH que esté posee. Te explico un poco de que se trata.
¿Que es el pH? El término proviene originalmente del francés "hidrógeno pouvoir". El nivel de pH es una referencia a la cantidad de iones de hidrógeno que están presente en una sustancia. El nivel de pH se utiliza para indicar el nivel alcalino o el grado de acidez de una sustancia. Los diferentes niveles de pH en los champús tienen diversos efectos sobre los tipos de cabello.

Mira la tabla, vez que posee una escala del 0 al 14, lógicamente el punto medio es el 7. Del 0 al 6 es un pH ácido, del 8 al 14 es un pH alcalino, el 7 es un pH neutro. Los champús que tienen niveles de pH altos son alcalinos y esto puede eliminar los aceites naturales que están presentes en el cuero cabelludo. Los Champú para aclarar el cabello o alisar el cabello son alcalinos. Los acondicionadores y champús hidratantes son ácidos para permitir que el tallo del pelo se suavice y conserve mejor su humedad.
  • ·         Las personas con cabello seco deben utilizar un champú con un pH bajo.
  • ·         Las personas que se les engrasa fácilmente el cabello un champú con un pH un poco más alto.

·         Aquellas personas que tengan el cabello mixto, un champú neutro.
Entonces teniendo en cuenta el tipo de cabello que tienes y siguiendo está escala ya podrás escoger mejor tu champú.
¿Que contienen los champús regularmente? Es muy difícil entender todo lo que dice en las etiquetas de los champús, sencillamente porque no somos químicos. Pero conocer acerca de algunos términos hará que tengas una mayor referencia a la hora de elegir un producto.
  • Cloruro de sodio. Conocido como sal de mesa, se usa como espesante en champús y acondicionadores. El cloruro de sodio también puede causar una cabellera seca y producir picazón, además de la pérdida del cabello. Esto debe evitarse en personas con tratamientos de keratina, porque los efectos se anulan más rápido.
  • Los parabenos. Se utilizan para prolongar la vida útil del producto. Es el conservante de los champú por decirlo de una manera más fácil de entender, la mayor parte son derivados del petróleo, afectan  el cuero cabelludo y el equilibrio hormonal resultando en la caída del cabello.
  • El alcohol. Casi todos los productos para el cabello contienen algún grado de alcohol, que puede secar el pelo si se encuentra en altas concentraciones.
  • Colores sintéticos. Colores artificiales se utilizan mucho en productos para el cuidado del cabello con fines estéticos. Estos ingredientes con frecuencia aparecen como FD&C o D&C, seguido de un número y color. Los pigmentos de color pueden causar sensibilidad a la piel e irritación del cuero cabelludo.
  • Fragancia o perfume.  Muchas fragancias son irritantes y pueden causar que el cuero cabelludo se irrite.

Ahora que ya sabemos cómo elegir un buen champú debemos conocer cómo aplicarlo. Lo ideal es lavar el cabello con agua fría, el agua caliente abre la cutícula, reseca y extrae el aceite del cabello.


Aplicación de Productos de Limpieza


Debemos aplicar el champú siguiendo la dirección del cabello. Masajeando suavemente el cuero cabelludo, no debe ser un masaje fuerte. Y enjuagar con abundante agua fría. De ser necesario se repite la aplicación del champú. Si va a usar acondicionador, recuerde que este solo se aplica de medios a punta, para no engrasar el cuero cabelludo. 


Una vez lavado el cabello , proceda a secarlo con una toalla limpia, siguiendo la dirección del cabello, sin estrujarlo, peinelo inmediatamente. Y si va a secar con secador hágalo de la misma forma que con la toalla, en sentido del pelo para mantener la cutícula alineada.